Los inicios

13048107_970134369766343_7287601766017809589_o

Siempre me gustó lo de la fotografía, auto retratarme, utilice la cámara que me regalaron en mi Primera Comunión hasta 2005, hasta los veintialgo. Porque después de la tormenta siempre llega la calma y la calma trae consigo cosas buenas con lo que llegó mi momento de una cámara réflex. Fue un auto regalo de cumpleaños de este año donde incluí un curso de fotografía nocturna, una gran locura por mi parte empezar por ahí sin tener ni idea de fotografía, pero un gran acierto por todo lo que trajo consigo ese fin de semana. Recuerdo lo que un día leí por ahí: Y de repente lo sabes… es el momento de empezar algo nuevo y confiar en la magia de los comienzos, y así fue, mágico e inolvidable.